Hola amigos del Podcast de La Casa Rojas de Rojas Spanish Language. Bienvenidos

¿Para qué aprendemos a hablar español sino es para compartir nuestra vida y aprender de otros?

Con esta pregunta en mente les saluda su amigo Luis y quiero darles la bienvenida a otro podcast, donde aprendemos de los hispanos en sus países, de los hispanos inmigrantes y de los estudiantes de español.

Este podcast es un material complementario para los que estudian español y para los amantes de la cultura hispana.

Quiero agradecer a Roberto Everest por la música de introducción y si tienes preguntas o sugerencias para este podcast puedes comunicarte conmigo y visitar mi sitio web www.lacasarojas.com donde vas a encontrar recursos para practicar tu español. Este podcast lo encontrarás en la sección Podcast en el menú principal.

 

Y ahora, nuestra historia:

(Video de referencia en el Podcast)

Download
Download Audio File – mp3

Download Audio File and Script
 Download Audio File and Script

Por muchos años el mundo ha girado en torno a la historia de algunas de las potencias más grandes del mundo. Estados Unidos, la Unión Soviética, el Reino Unido, Alemania, Francia. Muchos de los inmigrantes que han llegado a los Estados Unidos hemos estado ligados a la historia de alguno de estos países. O dicho de otro modo, nuestras particulares historias, la de los países de América latina, han estado vinculadas con estos países.

La influencia de los eventos que han marcado “hitos” en las historia de estos países han sido parte de estudio en nuestros salones de clase, y para algunos como yo, han ayudado a marcar memorias de eventos que simultáneamente ocurrieron en nuestros países.

En Perú mi país, recordamos eventos que ocurrieron en los Estados Unidos como eventos mundiales y al mismo tiempo, nos evocan recuerdos de eventos que pasaron en Perú.

Yo recuerdo las historias acerca de la muerte del Presidente Kennedy, ¿y quien no?, este evento impactó al mundo entero. Yo tenía apenas 1 año, pero las historias cuando estaba en el colegio en los cursos de historia universal, traían a la mente pensamientos alrededor de esta figura de la historia de los Estados Unidos de la cual estaba estudiando en mis cursos de colegio. Pero al año siguiente de la muerte del presidente Kennedy en Perú hubo un accidente en el cual murieron cerca de 300 personas en el estadio nacional de Lima en un partido de futbol.

Para mi, la historia de la muerte del presidente Kennedy que había estudiado en la escuela se tornó un poco más personal cuando visité el museo que se encuentra en Dealey Plaza, el Sixth Floor Museum at Dealey Plaza en Dallas. Estar en el mismo lugar desde donde se disparó contra el presidente Kennedy, ver a través de esa ventana e imaginar el automóvil descubierto con el presidente alineándose con la ventana de lo que entonces era el Texas School Book Depository en el sexto piso. Ese lugar fue el centro de un evento mundial.

Pienso también en la llegada a la luna de Neil Armstrong. Esto si lo recuerdo con más claridad. Recuerdo las transmisiones que se hacían y que podía verlo en el televisor de consola que teníamos en casa. Claro, teníamos que pelear con la antena externa porque había líneas horizontales que se movían verticalmente cuando no había buena sintonía.

Y como estos ejemplos, otros que son parte de la historia de los Estados Unidos, pero que forman parte de la historia oral de muchos de nuestros países. Sin embargo, esto es al final la historia de este país del norte.

¿Recuerdan Woodstock? o ¿el asesinato de Robert Kennedy? o tal vez, en nuestra historia más reciente ¿el atentado de las torres gemelas en Nueva York?. Yo estaba en medio de una clase de español cuando la esposa de mi estudiante me llamó para ver las noticias y presenciar algunos minutos más tarde la colisión del segundo avión en la otra torre.

Muchos hispanos que han inmigrado a los Estados Unidos, venimos con estas historias en nuestro inconsciente. Venimos con nuestras historias personales y de nuestros países a este país del cual hemos escuchado muchas historias a través de nuestros estudios de Historia Universal.

En el curso de Historia Universal en el colegio durante la secundaria aprendemos de las diferentes guerras. Una de ellas, en el contexto de la segunda guerra mundial, es el ataque a Pearl Harbor. Los libros cuentan que esa mañana del 7 de diciembre de 1941 a las 7 am el cielo se llenó de zeros japoneses que empezaron a dejar caer sus bombas sobre los barcos y la población.

No fue sino hasta este año 2012 en julio que asistí de una demostración aérea en la ciudad de Oshkosh  en el estado de Wisconsin. En esta demostración aérea o show aéreo, estuvieron en exposición diferentes tipos de aviones entre militares y civiles. Al acercarme al área de aviones militares de la segunda guerra mundial, pude observar un grupo de “zeros” japoneses, los mismos que cubrieron los cielos de Peral Harbor en 1941.

Yo me acerqué a ellos…los toqué…y recorrí con mis manos sus alas, sus armas mientras mis pensamientos viajaban en mi imaginación a ese 7 de diciembre de 1941. Esta vez el sonido de los motores de esos aviones era el verdadero y no el de una película.

Un poco más allá estaba un P-51 Mustang con la cola pintada de rojo. Un autentico P-51, que pertenecía al escuadrón Tuskegee y que voló en misiones sobre el norte de África y en Italia. Nuevamente la imaginación hacía su trabajo.

Estos eventos son historia y la historia nos enseña acerca de lo mejor y lo peor de nosotros como humanos.

¿Pero qué pasa cuando somos parte de esa historia, o nos encontramos en ese lugar cuando ocurre?

Aquí es donde pasamos de observadores a protagonistas. Y de alguna manera todos somos al menos protagonistas de nuestra propia historia.

Mientras escribo esta historia, veo sobre mi mesa un ejemplar de la revista TIME. En su caratula está la imagen del presidente Barack Obama en la noche de su triunfo electoral.

En las elecciones de 2008 cuando ganó la presidencia, el presidente Obama había ya hecho historia. El primer presidente afroamericano de los Estados Unidos nos presentaba la historia en movimiento. Es decir, la historia que había empezado con los abolicionistas desde Lincoln y luego extendiéndose a las reformas sociales como el voto de las mujeres, etc., veía su continuación en la elección del señor Barack Obama como presidente. Esto fue historia, y luego, este año 2012 al ser re-electo presidente nuevamente somos testigos de la historia descubriéndose delante de nosotros. Y en el contexto de la re-elección presidencial, la comunidad hispana hizo historia.

Con este comentario concentrarme en el hecho histórico de la re-elección y de la participación de los hispanos y no en las políticas. Este evento lo veo no como algo que leí en los libros acerca de lo que pasó en Estados Unidos en 2008 y 2012. Eso lo dejo a los que van a estudiar la historia en años futuros.

Esta vez es mi oportunidad para decir: yo estuve allí.

Yo vi a la gente ir a votar, yo presencié la campaña, yo vi los debates, yo…estuve allí, cuando pasó.

Más allá de las políticas del gobierno, hoy yo veo mi copia de TIME y pienso conservarlo para que mis futuros nietos, en español o en inglés aprendan de la historia que yo les pueda contar empezando tal vez con: Yo estuve allí cuando pasó…

Ustedes pueden hacer este experimento. Si tienen un amigo/a hispano/a pregúntale qué eventos de la historia de Estados Unidos recuerda. La muerte del Presidente Kennedy, Woodstock, el hombre en la luna, etc., luego cuando mencione alguno de ellos, uno que esté dentro de su edad, pregúntale si recuerda dónde estaba y qué hacia cuando eso pasó.

 

Y conmigo, hasta la próxima.

 

Luis

 

 

Los créditos de la Música corresponden a:

YouTube, audio de videos de información 

 

 

 

 

 

4 thoughts on “Yo estuve allí”

  1. Luis, muchas gracias por hacer estes podcasts. Disfrutaba de todos.
    Me presentaban un nuevo mundo, que es muy agradable.
    Y además estoy sabiendo de español!

Leave a Comment

Your email address will not be published.

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.